El verano, también en las playas de Tokio


Sí, Tokio, la capital de Japón, también tiene playa. A pesar de ser una característica que no es conocida por todos, cuenta con varias zonas donde descansar y disfrutar de la capital disfrutando de un baño en la Bahía de Tokio, donde se encuentra el Parque Kasai Kaihin, y las islas Niijima y Shikinejima.

La mayoría de las playas más vírgenes de la región están a una o dos horas, en Chiba y Kamakura, pero la bahía de Tokio, a escasos minutos del centro, también ofrece lugares de playa, entre los que se encuentran los parques Kasai Rinkai, Shiokaze, Odaiba Seaside y Jonanjime Seaside. En todos ellos, el visitante tiene la oportunidad de disfrutar, además de tomar el sol, de otras actividades, como por ejemplo, observar las aves que sobrevuelan las aguas, y contemplar las agradables vistas mientras se siente la suave brisa marina.

Para disfrutar de la gastronomía tras un baño, nada mejor que probar las barbacoas del SONA Area Tokyo BBQ Garden, en el Parque Kasai Rinkai donde se puede alquilar un espacio para comer para un mínimo de cuatro personas. Además, cerca del centro de Tokio se encuentra el Dejikyu BBQ Café en Odaiba donde degustar una deliciosa parrilla en una cómoda terraza de madera con vistas al puente Rainbow Bridge.

Por otro lado, las islas Niijima y Shikinejima son islas naturales de Tokio, que se caracterizan por los colores de sus aguas cristalinas, la naturaleza que las rodea y las variadas actividades que se pueden realizar en su entorno.

Se encuentran a 160km al sur de la capital y se puede llevar a ellas en tan solo 35 minutos por  avión, desde el Aeropuerto de Chōfu, o por mar en ferry rápido desde el embarcadero de Takeshiba en unas 2 horas y media. Además, también se encuentran comunicadas entre sí por el ferry Nishiki con un corto trayecto de 10 minutos.

Previous Turismo de Judo, la nueva apuesta de Japón y la prefectura de Fukuoka
Next Los JJ.OO. de Tokio 1964 llegan a la Japan Weekend de Madrid en forma de expo