Cómo definir el Haiku. Por Jaime Lorente


Es probable que, para muchos, la palabra “haiku” no signifique nada. Habrá quien, por curiosidad, consulte el diccionario online de La Real Academia para descubrir de qué estamos hablando. Sin duda, la RAE  ha hecho un flaco favor al haiku, al definirlo sobriamente como una

composición poética de origen japonés que consta de tres versos de cinco, siete y cinco sílabas respectivamente

No dice más. ¿Cómo y dónde surge el aware, como aspecto clave de la composición? La definición es incompleta y tendenciosa: parece que “todo vale” mientras posea ese esquema o cesura métrica y se aleja de la discrepancia sobre el reparto de sílabas por cada verso. Discrepancia, por cierto, escasamente conocida por quienes no profundizan en el haiku como género poético.

El haiku es una poesía pura basada en el instante, compuesta a partir de una experiencia personal, directa, en un espacio natural donde surge el aware o emoción: en ese tiempo contemplativo que nos ofrece la naturaleza, algo nos sorprende, nos emociona, y debemos transcribirlo. También es posible que este hecho ocurra en la ciudad, y recibe el nombre de haiku urbano (al menos, debe incluir algún elemento que no se catalogue como “artificial”).

Por ello, es urgente una modificación del término en un espacio privilegiado de consulta como es la RAE, con el fin de evitar errores, tópicos y prejuicios (en otro artículo hablaré del esquema 5-7-5). Es una definición sobria, austera, carente de profundidad….

Quizá una definición más acertada, humildemente, sería: “Composición poética de origen japonés que consta generalmente de tres versos de cinco, siete y cinco sílabas (según la tradición, aunque éste patrón métrico no es fijo), sin rima ni figuras literarias, que transcribe una emoción o aware surgida en un entorno natural, fruto de la contemplación con los sentidos,  aunque actualmente también existe el llamado “haiku urbano”.

Conviene modificarlo, para acercar con mayor fortuna la esencia del haiku a los lectores.


Por Jaime Lorente

Previous Abierta la convocatoria de becas de investigación del Gobierno de Japón para graduados españoles y de Formación Especializada
Next Daruma Gasshuku 2018 · ¡Vuelven las colonias manganime!