Japanese Beer. ¡Que no te den cerveza por Happoshu!


La cerveza japonesa ha alcanzado en los últimos años el estatus de poder llegar a competir con otros fabricantes de este magnífico oro líquido a nivel casi global.

Los productores nipones han visto incrementados sus ventas, sobre todo, gracias a la exportación a otros países.

Hoy, todo el mundo conoce la cerveza Asahi (y su reconocible logo), o la Sapporo; sin embargo, dentro de las opciones cerveciles que podemos encontrar en Japón, existe un trampantojo, una “engañifa” (pero en el buen sentido de la palabra) para los poco iniciados en este líquido elemento que les puede sorprender.

Si te gusta la cerveza, y quieres beberla en Japón te aconsejamos que sigas leyendo hasta el final este pequeño artículo.

Beber cerveza en Japón no es barato

Sobre todo si lo hacemos en algún bar o pub de cualquier pueblo o ciudad. De hecho, una simple caña puede rondar unos 4€ dependiendo del lugar.

Por ello, una de las salidas que toman muchos amigos cerveceros que no pueden pasar un día sin este preciado néctar divino es adquirirlas en un supermercado o tienda 24 horas.En ambos se pueden encontrar marcas de cerveza a precios más populares, aunque sigue siendo más caro que en un supermercado de España.

Por ello, y por otras razones, desde hace ya años en Japón existe una opción más barata llamada “Happoshu”. Esta bebida es barata y sabe a cerveza, huele a cerveza, parece cerveza pero, queridos amigos, no es cerveza; o al menos así lo tiene catalogado el Gobierno.

Con hasta un máximo de un 67% de contenido de malta en cada lata, el happoshu ha conseguido en los últimos años tener su propio nicho de mercado de fieles aférrimos, que no quieren pagar la gran cantidad de impuestos que tiene el alcohol “normal”.

Ya advertimos para los iniciados en esta antigua bebida que sí que existe una diferencia considerable con las bebidas sí consideradas como cerveza. Sin embargo, creemos que puede ser una opción curiosa para todo aquel/aquella que visite este país y quiera probar algo “distinto”.

¿Cómo sé si estoy bebiendo cerveza o “Happoshu”?

Las empresas que producen este sustitutivo se las saben todas y, aunque se obligue en las propias latas a especificar si es cerveza o no, introducen dibujos, textos innecesarios y todo tipo de técnicas de confusión visual para que, los principiantes como nosotros, caigamos en sus redes.

Sin embargo, existe una manera muy simple de comprobarlo: tan solo mirando el precio.

cervezas-japonesas

Con el simple gesto de comparar precios entre diferentes marcas, veremos cómo varía entre las cervezas normales y el happoshu. Por ello, no hay casi problema para poder diferenciarlos si se hace de esta manera.

Esta extraña denominación nipona es muy famosa a día de hoy y, como hemos escrito antes, goza de seguidores por todo el país. Evidentemente a quien le guste la cerveza acudirá a marcas de cerveza normal y corriente.

De todas formas, para cualquier turista que pueda visitar el país, el poder probar este sustitutivo puede ser una experiencia curiosa que creemos pondrá a prueba los mejores catadores de este preciado líquido.

Previous Charla de la JNTO en Mangamore 16: "Viajar a Japón es más barato de lo que se piensa"
Next Kamui Samurai Sword Artist, Entrevista en #Mangamore 10